“La Paz empieza conmigo”.
(anónimo – Chamana India -)

La sensación de impotencia personal, NO viene de fuera,
sino que reside en nuestro interior,
de nuestro “Acervo Herido Emocional”.
Depende de nuestro “saber soltar el apego”,
al cual tendemos con nuestra propia frustración
y con nuestra propia identificación al dolor y a la tristeza……
…… y sin, para nada, hacer negación de la realidad-real existente en el exterior
(que es difícil, que es compleja, que es dolorosa)
nosotros aportar “nuestro grano de arena” en forma de un crecimiento personal,
que no tan solo va a quedarse en nuestra persona – y punto – 
sino que también se expande, y también suma en un nueva concepción-evolución-paradigma del ser humano.
Restableciendo la paz con nosotros mismos,
va a ser cuando podremos restablecer la paz en nuestro exterior a nosotros.
Es la única forma técnicamente correcta.